Archivo del Autor: ezztorin

Kobe Bryant: La película


Qué pasa si juntamos el poderío económico de la firma Nike con la imaginación de Robert Rodriguez? Pues el resultado es el nuevo anuncio de la marca americana, una especie de corto sobre unos de sus deportistas franquicia, el gran Kobe Bryant, que bajo su apodo, The Black Mamba, intenta escapar de secuaces como Danny Trejo, de Machete, o Bruce Willis, al servicio del siempre genial rapero Kanye West, en el papel de un despiadado jefe coleccionista de zapatillas al que sólo de faltan las de Kobe, que no parece dispuesto a desprenderse de ellas. Que lo disfrutéis.

(hay posibilidad de activar subtítulos en castellano viendo el vídeo en Youtube)

Anuncios

Bisbal la lía en Twitter


El desafortunado tweet de Bisbal pone patas arriba la red social

«Nunca se han visto las piramides de Egipto tan poco transitadas, ojalá que pronto se acabe la revuelta».David Bisbal no se podía imaginar que este inocente comentario publicado en su Twitter haciendo referencia a la complicada situación que se vive en Egipto desde la semana pasada iba a tener tanta repercusión entre los internautas, que han aprovechado para publicar miles de comentarios jocosos etiquetados con el hashtag #turismobisbal, hasta el punto de convertirse en uno de los trending topics del momento.

«Nunca se han visto tan pocos coches circulando por Venecia, ojalá se acabe pronto la inundación»(@marianohervas)

«Me dice mi amigo Alejandro Sanz que va poca gente a las pirámides porque los piratas se las descargan ilegalmente» (@angelsirvent)

«Hace poco estuve con una tribu quechua y les dije que me encantaba la ropa que hacian para decathlon» (@diegogm)

«nunca había visto tanta gente fumando en la puerta de los bares, a ver si acaba la crisis para que puedan entrar atomar algo» (@gmolino)

son solo algunos ejemplos de las ocurrencias que pueden leerse.

El efecto ha sido tal, que el cantante publicó, poco después del primero, otro comentario en el que no parecía haberse tomado demasiado bien la reacción de la gente. «El insulto es lo único que os queda. Bueno, y también mucho tiempo libre», escribió. Sin embargo, poco después borraba sus dos tweets, tal vez por recomendación de sus asesores de imagen. Los nuevos mensajes etiquetados con #turismobisbal no solo no han decrecido por ello, sino que siguen sumándose segundo a segundo.

 

Una ‘ayudita’ para el fin de semana…


Si lo que buscáis los fines de semana es agarraros un buen ciego de manera rápida, económica, fácil, sencilla y para toda la familia, aquí os traigo la última moda entre los adolescentes británicos y americanos, el ‘eyeballing’. ¿En qué consiste?, os preguntaréis.

La bebida les entra por los ojos, y no es una metáfora. Se separan bien los párpados, se colocan la botella de vodka en los ojos y la vuelcan. El alcohol entra en contacto directo con la retina, lo que provoca lo que llaman un “subidón” inmediato. Los efectos del alcohol se duplican en intensidad y rapidez, pero también sufren un intenso dolor y escozor, como podéis ver en el vídeo.

Cada día más jóvenes deciden cogerse de esta forma un ‘ciego’. Lo que no saben es que de verdad pueden quedarse ciegos. Ya se han dado los primeros casos de problemas oculares en inglaterra. Los médicos advierten, esta peligrosa moda puede deteriorar el ojo y la vista de forma irreversible hasta derivar en una ceguera definitiva.

Personalmente no tengo curiosidad en probarlo, pero si alguno está aburrido de lo de siempre, ya nos contará 😉

La carrera más loca de todos los tiempos


He aquí una noticia que me acaba de pasar mi compadre Luiso para empezar el año con buen pie.

Dos ‘aventureros’ (por no llamarles de otro modo) asiático-americanos han saltado a la fama estas semana en Internet tras cruzar, sin moverse de una habitación, los Estados Unidos (desde San Francisco a Nueva York) compitiendo por ver quién llegaba antes a Times Square.

Para esta curiosa carrera, cuyo resumen puede verse en Youtube, usaron la herramienta de Google Street View. El ganador empleó 90 horas, según indicaban esta semana enPortaltic.

Esta iniciativa, bautizada como ‘Trans America Race’, duró 90 horas hasta completar 4.760 kilómetros. Hasta 104.619 clics fueron necesarios para atravesar lugares como Oakland, Sacramento, Reno, Iowa City, Chicago o Salt Lake City.

Aquí os dejo el vídeo (acelerado, por supuesto) de los dos ‘héroes’ en acción, que tengan grupo de fans en Facebook es cuestión de horas 😉

Evolución histórica de las Tablets


En vista de las amenazas de muerte vertidas por Chinoataku el pasado fin de semana ante mi falta de actividad en el blog, intentaré amenizaros los últimos días del año con alguna que otra entrada medianamente interesante.

Para comenzar, un curioso video a cargo de Motorola, que, ante el inminente lanzamiento de su nueva Tablet, hace un repaso a los tablets, o más bien a sus equivalentes de la época, a lo largo de la historia, comentando en tono de humor pros y contras ‘tablets’ como la piedra Rosetta o las Tablas de la Ley. Llama la atención que incluye como piezas de museo al iPad (tachándole de un iPhone gigante) y al Samsung Galaxy Tab , cuyo sistema Android considera diseñado sólo para teléfonos móviles.

Considerando que estos dos dispositivos son los punteros del segmento, parece una apuesta arriesgada y quizás pretenciosa por parte de Motorola. Veremos próximamente con qué nos sorprenden, y si tal dispositivo está a la altura de las expectativas con este vídeo creadas.

Cuento de Navidad


Aquí os dejo una pequeña historia metafórica colgada en su Facebook por mi compadre Miguelito, que explica de manera curiosa y clara el negocio que pretenden montar los señores de la SGAE. (aquí podéis ver el artículo original).

Ramoncín, una de las cabezas "pensantes" de la SGAE

Javier Bardem quiere «comprar un tomate fresco». Para usar el paralelismo con la industria cultural, Javier debería acudir a una tienda en la que tras pasar por sucesivas manos, el tomate ha incrementado su valor de manera artificial, repercutiendo en el horticultor en menos del 0,1 % de su valor de venta. Son otros, los intermediarios, los que han cobrado más, en muchos casos tan solo por cambiar la pegatina que viene puesta en el tomate. Algo que, por desgracia, no dista mucho de la realidad del mercado de la agricultura –y de la pesca, y de la ganadería…–.

Pero ahora viene la gracia. Javier Bardem no puede compartir ese tomate que acaba de comprar con nadie más, pues de lo contrario la Sociedad General de Agricultores y Especuladores se cabreará con él y lo llamará ladrón: «¡Quien quiera un tomate que se lo compre! ¿Qué es eso de compartir?».

Tampoco puede alterarlo en cualquier forma que no haya sido expresamente autorizada por el horticultor. De hecho, su intención de usarlo para hacer gazpacho se considera un uso no autorizado, y la Sociedad General de Agricultores y Especuladores la condena, llegando a denunciar al comprador si se hace pública la manipulación no autorizada: «El gazpacho, como resultado de la manipulación del tomate entre otros productos, es algo que sólo nosotros, como creadores del tomate original podemos realizar, ya que ese derecho es nuestro. Cualquier manipulación realizada por terceros sin nuestra autorización es una violación de nuestros derechos, y debe ser castigada».

Para colmo, Javier Bardem tampoco puede comerciar con el tomate que acaba de comprar. Si fuera el caso de que tuviera un restaurante donde sirviera ensaladas de tomate –plato que debería contar con la autorización de la Sociedad General de Agricultores y Especuladores–, debería pagar otra vez al horticultor por el lucro cesante que le supone que los clientes de su restaurante vayan a comer un tomate allí, en lugar de comprar otro para ellos. Incluso si el horticultor acuerda no cobrar por este uso, la Sociedad General de Agricultores y Especuladores le cobrará una compensación por tal uso no autorizado.

Por si esto fuera poco, al día siguiente Javier Bardem descubre que tiene que seguir pagando por el tomate que compró ayer, pues los derechos que reconocen el esfuerzo del horticulor estipulan que hay que pagarle por este trabajo hasta más allá de su muerte. Al fin y al cabo él trabajó para producir ese tomate, él plantó la semilla, y día tras día cuidó del crecimiento de la planta, alimentándola cuando lo necesitaba, protegiéndola cuando se debía, hasta el momento de poder recoger su fruto: el tomate. Y ese trabajo debe ser recompensado toda la vida, porque al fin y al cabo, una vez que Javier Bardem ha consumido ese tomate, su organismo se ha beneficiado de él, y ese beneficio para Javier Bardem puede durar años.

Por supuesto este pago Javier Bardem no lo tiene que realizar directamente. No es un impuesto, sino un cobro de derechos, en lo que todo aquello que esté relacionado con el tomate que compró ayer incluirá el pago al horticultor.

De hecho, para proteger el trabajo del horticultor, se ha prohibido que cualquiera pueda producir tomates iguales o razonablemente parecidos a los que compró al horticultor. Por eso no se venden semillas de tomates de ese tipo. Y como aun así es posible que Javier Bardem las obtenga del propio tomate, para reducir el perjuicio ocasionado al horticultor, la Sociedad General de Agricultores y Especuladores ha logrado que se apruebe la inclusión de un canon compensatorio en todos aquellos productos que pudieran facilitar que cualquiera produjera tomates similares a título privado. Este canon se puede encontrar en el abono, el agua, las mangueras, las regaderas, los maceteros, los tiestos, los sistemas de aspersión, las palas, los rastrillos, las carretillas, las azadas y en general cualquier herramienta de agricultura y jardinería, los plásticos y estructuras de posible uso para la construcción de invernaderos, etc.

Por suerte para Javier Barden hay un grupo de personas que consideran que esta situación es un abuso, y han creado sus propias huertas, donde venden los tomates sin todas las restricciones que se han citado, permitiendo su uso y consumo como mejor le parezca al comprador, y destinando prácticamente todo el dinero cobrado al propio horticultor.

Otras personas han creado huertas públicas, donde el cuidado y el mantenimiento de los productos de la huerta es responsabilidad solidaria de todos, y todos pueden disfrutar libremente de los resultados.

En algunos casos las tomateras son el producto de las semillas de los tomates obtenidos a través de la compra a los horticultores tradicionales, y eso ha cabreado a la Sociedad General de Agricultores y Especuladores, porque dicen que eso es piratería, que se están aprovechando del trabajo de sus horticultores, e incluso están en algunos casos obteniendo beneficios por ello.

Así, la Sociedad General de Agricultores Y Especuladores, junto con otros colectivos afectados como Proagripescae, han denunciado en varias ocasiones a los que mantienen dichas huertas. En algunos casos incluso han tratado de crear la idea de que su actividad es más delictiva si cabe porque cobran por otros servicios a quienes acceden a sus huertos a por los productos que allí se disponen gratuitamente.

Por fortuna los jueces, que aun tienen algo de sentido común, siempre han sentenciado a favor de las personas encargadas de las huertas. Esto ha molestado a las sociedades mencionadas, que han movilizado a los horticultores para que protesten y presionen con el objetivo de aprobar una ley que permita cerrar esas huertas sin necesidad de que lo ordene un juez.

¿Qué piensa Javier Bardem de que un colectivo que es parte del conflicto pueda decidir si cierra o no una huerta pública sin requerir la acción de un juez?